miércoles, 4 de marzo de 2015

Perlitas de una Xoubiña teatrera


Mola, eh? Visto aquí


Tengo una rubia hermosa por hija, aunque nunca imaginé que mi hija fuera rubia, además de rubia es teatrera y artista como ella sola, eso no sé si lo imaginaba o no porque no me recuerdo a mí misma de pequeña y desgraciadamente ya no tengo quién me lo cuente. Al igual que Parrulín habla con cualquiera y todo el mundo se para a decirle cosas, sociables a más no poder los dos. Con dos años y medio recién cumplidos charla por los codos y nos reímos mucho con ella y sus ocurrencias. Ha iniciado ya la época de las perlitas. Como muestra unas perlitas geniales del día de ayer, una de ellas acompañada por una gran rabieta de esas que hay que tratar con paciencia y mano izquierda.

Estrenaba yo unos zapatos comprados en un mercadillo, me gustaron, eran de mi número, costaban 3€, pa’la buchaca! No me los probé. Como siempre tengo esa necesidad imperiosa de estrenar inmediatamente me los puse ayer para ir a trabajar. Parece que me quedan un poco grandes, tendré el pie frio, que son las 6:30 de la mañana! Pero no, me quedaban bastante grandes, eran un 37 tirando a 39 y a medida que iba pasando la mañana estaba cada vez más incómoda. Compré plantillas, metí algodones, nada lo solucionaba. Al recoger a Xoubiña entré en una zapatería que hay cerca del cole, aún me quedaba esperar a que Parrulín saliera del baloncesto y volver a casa en metro con los dos y me veía incapaz de realizar tal proeza.

Quiero cualquier cosa del 37 que no me haga daño. El chino se reía, ya me conoce este chino, suelo comprar allí y no es la primera vez que entro en circunstancias similares. Me estoy probando cuando Xoubiña comienza desde el carrito a quitarse sus zapatillas y calcetines para que le compre unos a ella también. “Mamá, cómpame unos sapatos de noshe, para bailar” Al ver unas zapatilas de estar por casa de Peppa Pig creí que era eso lo que me estaba pidiendo. Cariño, tienes en casa unas zapatillas de Peppa Pig para por la noche, no necesitas otras. “Es que… teno musho trabajo de bailar” Puedes bailar con… los zapatos del disfraz de Blancanieves! “Esos no son de noshe, cómpame unos sapatos de noshe so favó mamá” Y yo que no sé de dónde se ha sacado esto, ni que su madre saliera de noche, ni que su madre se fuera a bailar ni de día ni de noche! Al principio me reía pero Xoubiña va enfadándose cada vez más y al negarme a comprarle nada se pone a llorar a gritos que quiere unos zapatos de noche. El chino llora también pero de la risa con el espectáculo mientras que a mí ya no me hace tanta gracia.

Salgo de la zapatería con zapatos nuevos y la niña en pleno berrinche. Vamos camino del cole de Parrulín a recogerlo y pasa una chica por la calle. “Shica, shica, no te vayes!” Le dice Xoubiña, que no sé por qué siempre dice no te vayes, y tampoco sé por qué yo siempre me imagino poniendo una valla a mi alrededor. La chica se para y la niña le cuenta su drama “Es que… mamá… no quere compame unos sapatos de noshe, para bailar!” La chica se ríe mientras que a mí me da cierta vergüenza la situación y procuro llegar al colegio lo más rápido posible.

En el cole de su hermano la conoce todo el mundo, cuando empiece en Septiembre ya tiene medio camino hecho y el resto de mamás se sorprenden al verla llorando, ella que siempre es todo sonrisas. Le cuenta entre lágrimas a todo el que quiera escucharla que tiene mucho trabajo de bailar y mamá no le compra unos zapatos de noche para bailar. Una de las madres consigue que se le olvide la pena con una piruleta, benditas piruletas! Cuando nos vamos se despide de la madre. “Adió shica, adió amija!” Esta niña es que le llama amiga a cualquiera que hable con ella más de un minuto! Y la mamá le dice “Adiós reina!” Bueno! Ya la hemos liado! No lo entiende todavía y no le gusta nada que le llamen ninguno de esos apelativos cariñosos tipo reina, princesa o muñeca. “Que no soy una reina! Que no vé que no teno corona! Que teno un kiki en la cabeza!” Parrulín se ríe a carcajadas, la madre y yo también, Xoubiña… no tanto, empieza a enfadarse de nuevo. Le recuerdo la piruleta, bendita piruleta, y esquivamos el drama de milagro.

En el metro tenemos que pasar por el baño, pobrecito Parrulín que no tiene cuarto de baño en el cole, que es salir de allí y tener que hacer pis en un árbol o en el metro, no falla oye, es matemático. En el escaso minuto que tarda Parrulín en hacer pis Xoubiña ya ha hecho migas con la señora de la limpieza, le ha contado que hoy ha sido el cumple de un amigo en la guarde y que “tene musho tabajo de bailar” y la señora se parte de risa. Cuando ya nos vamos Xoubiña le dice “está mu susio el suelo, mu susio, tene musho tabajo de limpiar tú, eh?” y lo peor es que la señora ya había terminado!!!! Y yo… tierra trágame.

Llega la hora de la cena, para variar no quiere cenar, sospecho que esta niña se alimenta del aire, pero entre que en la guardería me dicen que allí sí que come, que no está mal de peso, que se casca un bibe en la cunita, que toma teta antes de dormir y que me la vuelve a reclamar varias veces durante la noche, prefiero que coma un par de cucharadas antes que convertir cada cena en un drama familiar. Xoubiña, vamos a cenar que tienes mucha hambre! Y me mira, y se lo piensa, no es que se piense si cenar o no, que eso tiene clarísimo que no, se piensa la excusa. Y me suelta “Es que… creo que… me estoy mareando un poco” Reconozco la frase, es de un capítulo de Peppa Pig que van en tren.  Y Xoubiña se pone la mano en la frente mareándose en plan dramático. No sé cómo puede tener taaanto teatro! Y a mí se me escapa la risa y ya la hemos liado. Vamos a cantar como La Lupe.

Teatro
Lo tuyo es puro teatro,
Falsedad bien ensayada
Estudiado simulacro (…)
Perdona que no te crea
Me parece que es teatro



Mamá de Parrulín y de Xoubiña, madre de la artista.
Otro día más.
Sean buen@s y felices.

13 comentarios:

  1. Hola. me caían lágrimas de la risa con las historietas de tu pequeña. Es monísima... y muy graciosa... me encantan esas niñas que habñan con todo el mundo y no saben lo que es tener vergüenza. Me pasó un poco como a ti con unos zapatos... ya no se mantienen las medidas universales de las tallas!!! al final pensé como tu que tenía el pie frío pero al final no pude volver a ponerme los dichosos zapatos que ya parecían barcas y eso que tengo también un pequeño 37!... efectivamente, eres la madre de toda una artista y ojalá tu hija no cambie nunca... seguimos en contacto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La sección de perlitas siempre ha sido muy valorada en este post, lo que te has perdido hasta ahora! Jajaja!
      Parrulín las tenía geniales también.
      Un día en el metro preguntándome qué era una cópula, todavía me río acordándome, era una cúpula!

      Eliminar
  2. Ay madremía la que te espera!!! Tu niña es pura simpatia y encanto, bueno y un poco de teatro tambien pero y lo bien que lo pasais jaja Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi vida transcurre entre la risa y la verguenza, sí, pero es una etapa preciosa, me encanta.
      Un besito!

      Eliminar
  3. "Que no ve que no teno corona" jajajaja lo máximo Xoubiña!!

    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es genial esta niña, tiene cada salida..
      Un beso!

      Eliminar
  4. JAjajaja que grande Xoubiña!!!! Buscando aliados por la calle para su noble causa del trabajo de bailar... Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A quién habrá salido? Para mí bailar se limita a mover la punta del pie y si acaso una mano, en plan hombre, y cantar... un desastre, un oído enfrente de otro!
      Besos!

      Eliminar
  5. Lo del kiki es buenísimo..pero cómo es posible que tenga tanta labia? y de dónde sacó lo de los zapatos para bailar? echaba de menos las perlitas...ponlas todas que me río mucho!. Besos

    Cristina..(la de las casitas jiji)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cristina la de las casitas! Yo creo que esta niña sale tan inteligente como su hermano y tan artista como... en eso no sé a quién sale! Jajaja!
      Besos!

      Eliminar
  6. Jajajajajaja!! me parto con tu chiquitaja, ¡vaya perlas!!... guárdalas todas, no hay nada más bonito para el recuerdo, yo a mi mayor cuando le cuento cosas que decía de pequeño se troncha y siempre pide más, y eso que el mío es tímido y no era especialmente salaó :) Me enamoran los enanos capaces de contrales su vida a la menos oportunidad a cualquiera dispuesto a escucharles, tu Xoubiña tiene que ser para comérsela <3 <3

    ResponderEliminar
  7. Aaaah! y esa canción de la Lupe me encanta, me la he puesto cuatro veces :p

    ResponderEliminar
  8. Jaja. Me he reído un montón. Eres genial. Y xoubiña una artista. Porfa pásate por mi blog que estoy empezando. Un abrazo. la mamá teacher | mamá y profesora de inglés a tiempo completo
    https://lamamateacher.wordpress.com/

    ResponderEliminar