lunes, 28 de mayo de 2012

El finde interminable


Este fin de semana en el que pretendía descansar… Ilusa de mí! Ha sido realmente agotador e interminable, creo que para todos.
Empezamos el viernes con el cumpleaños del amigo de Parrulín, estuvo tranquilo dentro de lo que cabe, puesto que sólo nos había invitado a él y a mí, conversación relajada entre los padres, muy agradables. Y entre los niños pues lo normal, primero me peleo por el mismo juguete, luego jugamos juntos, luego jugamos por separado, luego nos peleamos otra vez y vuelta a empezar. Lo raro es que no se cascaran ninguno de los dos. Emocionado estaba Parrulín con el evento, y salió de allí cabreado como una mona. Llega con su regalo, “A. que tenemos un regalo para ti, que es un tiburón! Te lo abro? Venga, si, te lo abro yo!” Parrulín por favor… Llega la hora de la merienda, Parrulín se dedica a abrir las mediasnoches y comerse sólo el lomo ibérico que tenían dentro, dejando el pan bien colocadito como si no lo hubiera tocado. Parrulín por favor… Pide un zumito del que apenas toma un sorbito. Parrulín por favor… Llega la tarta. Su amigo A. sopla las velas y Parrulín tiene que soplarlas también al grito de “Me tocaaaaa!” Parrulín por favor… Yo aviso que al niño no le gusta el dulce, pero el susodicho insiste en que si y que le den un trozo grande de tarta. Obviamente come una cucharada y ya. Parrulín por favor… Y al llegar la hora de recoger, su amigo A. se mete dentro de la caja de los juguetes pero Parrulín se mosquea porque él también quiere meterse y no caben. Termina diciéndole que nunca más va a volver a su casa, el pobre A. apesadumbrado. Parrulín por favor…
Llegamos a casa de mi madre a eso de las 9 con el plan de ver el partido. Llevo todo el día viendo gente del Athletic y saludándolos como si nos conociéramos. Aupa Athletic! Aupa! Cuando fui al cole a buscar a Parrulín me puse una bufanda del Athletic y para qué quieres más, me saludaba  gente del Athletic en los bares, desde los balcones… Qué afición más maja! Me sentía famosa y todo! Parrulín llega llorando todavía enfadado por el cumpleaños de A. y la pelea final con él. Que no quiere ir a casa de la abuela, que no quiere cenar, que no quiere hablar conmigo… Niño en modo nihilista, todo negación. Hasta que coge un cojín del sofá, lo pone en el suelo… y se duerme! Hombre que es viernes! Que se va a levantar a las 8 de la mañana o antes! Aggg! Le dejo dormir así casi una hora, intento despertarlo para que cene pero no hay manera. Termino metiéndolo en la cama sin cenar y resignada al madrugón del sábado.
El partido, pues como me gusta a mí, si hay que perder al menos que sea sin dolor, en menos de 25 minutos ya no había nada que hacer, a la mitad de la segunda parte decido irme a la cama en previsión del madrugón del día siguiente. Enhorabuena a los justos vencedores. Mandaría a los míos al cadalso, pero qué se le va a hacer, habrá que estar con ellos a las duras y a las maduras, no? Algo habrán hecho bien si han llegado hasta la final, pero como yo sólo veo la final…
Antes de las 8 le oigo levantarse, sale silenciosamente de mi habitación y va al baño, se me acerca y me pregunta bajito dónde tiene un calzoncillo limpio, se ve que incluso ha tirado el pañal a la basura! Mira qué aseado mi niño! Luego le oigo que ha ido a despertar a la abuela “Sorpresa!” le dice. Yo duermo o al menos descanso un poco más. Lo siento por la abuela, pero el madrugón en este caso le ha tocado a ella. Y ella feliz, que conste, no hay nada que le guste más que conversar con Parrulín y las salidas que tiene.
Habíamos quedado con mi santo en ir al Museo de Ciencias Naturales, que aunque ya habíamos ido y le había gustado mucho (sobre todo los dinosaurios) como ahora está con la vena de los hombres de Cromagnon, pues quería repetir. Mi santo se libró la vez anterior, esta vez no cuela, majo, al Museo que vas. Visita al museo en plan familia feliz toda la mañana. Bien, pero agotador. Si te interesa ver algo, justo al niño no, y viceversa. Sólo que el adulto se acopla y el niño no. Si no le interesan las piedras, pues no hay nada que hacer, no hay piedras que ver.
Comida, siesta, sacar la lavadora e ir al supermercado me lleva toda la tarde. Y cena, cuento y a dormir. Se acabó el día. Antes de dormir le prometo a Parrulín que si hace bueno iremos a la piscina, que lo está deseando. Confieso que lo hice creyendo que iba a hacer mal tiempo. Ilusa de mí.
Vaya fin de semana interminable! Tanto que dejamos el relato del domingo para otro día y hoy nos plantamos aquí para que no sea el blog interminable también.
Mamá de Parrulín y Parrulinchi.
Otro día más. Buen lunes!
Sean buen@s y felices.
PD Hoy quedan exactamente 100 días para salir de cuentas. Yuju! Otro que parece interminable!

22 comentarios:

  1. Yo creo que a la edad de parrulin ese tipo de cumpleaños son los mas normales, aunque me ha dado penita A. apesadumbrado. Mientras vi el partido me acordé de ti a pesar de que yo no soy de ningun equipo pero estabamos en casa de mi abuela y no tuve otra que verlo jeje
    Me alegro que lo pasarais bien en el museo tipo familia feliz!! Genial y genial tambien esos 100 diitas que te quedan, a mi me parecen pocos :) Animo guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te parecen pocos porque no los llevas encima, ja, ja, qué morro!
      La verdad que todo lo del cumpleaños era esperable. Así que bien.

      Eliminar
  2. Pobre A y pobre Parrulín, que también tenía disgustillo de final!!!! Que estos 100 días pasen rapidito!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aunque todo salió bien fue una lástima cómo terminó el asunto. Aunque también si no acaba así a lo mejor no consigo sacarlo de allí...

      Eliminar
  3. Lo del partido otra vez sera... Cien días ya no son nada, animo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me parece que queda muchisimo, y eso que ya son 99!

      Eliminar
  4. Estaba yo viendo no sé qué, y oigo cohetes "esto es que ha marcao el bilbao", cambio, "uy, pues no, el tercero del barça". Pienso en hacerte rabiar un poco, pero pienso también que con eso ya tenías suficiente, jeje.
    Pobre Parrullín y su amigo A., que uno no termina de entender o no le interesa lo que es un cumple y el otro se queda triste porque su amigo se va enfadado.
    Ya empezamos la cuenta atrás?? 100 días!!
    Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cohetes por el barça? En tu tierra? Anda que, ya os vale!
      Empiezo a sospechar que Parrulín entiende perfectamente, sólo que nos toma el pelo.
      Un beso!

      Eliminar
  5. Pues a mi se me ha hecho el relato corto ;)! ganas tengo de saber lo que pasó el domingo!!! mi finde soso, aburrido, con amigos estudiando, otros desaparecidos en combate..en fin, cena con padres y para casa...un besazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo me apuntaba a un fin de semana soso y aburrido...

      Eliminar
  6. Yo también me acorde de tí con el partido!
    Y nos ha salido un poco aguafiestas este Parrulín! Pobre A.! Bueno, todos tenemos nuestros días!
    Mañana serán 99! Cuenta atrás!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al final todas acordándose de mi, y descojonándose, supongo. Vaya mierda! Ja, ja!

      Eliminar
  7. pero niña...cuando vas a tener un finde tranquilo ,relajado y descansando? que suena a tópico pero cuando nazca parrulinchi no lo lograrás en muchos meses.
    Ya empieza la cuenta atrás, yujúuuu, en nada la tenemos aki que los días en verano van más deprisa.
    esperando el domingo me quedo.
    mi finde ajetreado celebrando cumple y ayer durmiendo y después recojiendo,espero contarlo antes de junio, jajjaj
    besiños linda
    PD: por fin comento en el mismo dia, biennnn

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre pienso que el próximo será tranquilo y relajado. Ilusa de mí!
      Esperando tu entrada.
      Bien!

      Eliminar
  8. Ay corazón los cumpleaños ajenos aestas edades son un poco dramáticos.... yO creo que los mios han llorado en casi todos por soplar las velas.... y tb abren los regalos del homenajeado, jajjajaja

    Me gusta el plan del sábado...que puede haber mejor que ver hombres de CRogmanon?? Así ahora puede dibujar una rótula de uno con conocimiento de causa.

    ESpero impaciente el plan piscina...

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hasta ahora los otros cumples eran de adulto, así que no había problema por soplar las velas, no nos peleábamos por abrir los regalos, ni por jugar con el mismo juguete.

      Eliminar
  9. Madre mía que finde tan ajetreado... Y todavía no has terminado! jajajaja

    100 días se pasan volando. Piensa en cuantos faltaban cuando te enteraste de que estabas embarazada!
    Ya se que no publicas el nombre por esto del anonimato, pero ya habéis decidido el nombre de la princesita?

    Besos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El nombre sigue en proceso de negociación, pero está decidido ya, sólo falta que mi santo negocie que mi nombre es mejor, ja, ja!

      Eliminar
  10. Mmmm...espero ansiosa el relato del domingo, ¡promete!...100 días...qué emocionante...
    Un beso.

    ResponderEliminar
  11. Mi finde también está siendo interminable, pero porque aquí el lunes es fiesta y he estado sola todo el día entreteniendo a Peque ;)
    Yo paso del fútbol, pero en casa los ánimos estaban exaltados, que los hijos de Mr. X son muy forofos del Barça (y están entrenando a Peque para serlo, vamos mal).
    Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no es por fastidiar, pero sus primas le han enseñado a decir Barça caca ;)

      Eliminar